Sommelier Gourmet

Elija su plato gourmet y Sommelier Gourmet le recomendará el estilo de vino más adecuado para maridar con una lista de vinos excelentes de este estilo.

Descarga gratis

Lomo de cerdo a la japonesa de Marta Carnicero

Lomo de cerdo a la japonesa, salteado con jengibre y salsa de soja de Marta Carnicero

Marta Carnicero en su libro Grandes recetas para cocinas pequeñas nos propone una receta rapidísima de hacer y muy sabrosa; el jengibre da un toque refrescante muy agradable al lomo y la cebolla combina especialmente bien. Cocinado con otras verduras, como pimiento verde, también queda delicioso. Encima de un bol de arroz blanco, este plato se convierte en una comida o cena rápida y ligera.

 

Un buen sistema para tener siempre a mano jengibre fresco consiste en pelarlo, cortarlo en trozos y congelarlo. En el momento de utilizarlo, se puede cortar o rallar fácilmente, incluso si todavía está congelado.

 

Ingredientes (2 personas)

350 g de lomo de dos colores o cabeza de lomo, en trozos delgados 1 cebolla de Figueras mediana

Aceite para saltear

La receta original se prepara con carne del cuello, muy melosa pero quizás un poco demasiado grasa.

 

Para el adobo
10 g. aproximadamente, de jengibre fresco (el volumen equivalente a media nuez)
6o g de salsa de soja 25 g de mirin (vino dulce japonés que se utiliza para cocinar)
25 g de sake 10 g (1/2 cucharada, aproximadamente) de azúcar

 

Nota: Si no tienes mirin ni sake, sustitúyelos por vino de Jerez en una cantidad equivalente y añade algo más de azúcar, hasta 20 g.

 

Acompañamiento

150 g de arroz de grano redondo

 

Preparación

1. Para el adobo: pelar y rallar el jengibre con un rallador fino (preferiblemente del tipo Microplane) y mezclarlo con el resto de los ingredientes. Cortar los filetes de lomo en tiritas de un par de centímetros de ancho. Pelar la cebolla y cortarla en tiras de medio centímetro de ancho. Poner la carne y la cebolla en el adobo y dejar macerar durante unos 30 minutos en la nevera, removiendo de vez en cuando.

2. Lavar el arroz y dejarlo en remojo. Pasado este tiempo, cocerlo según las instrucciones de la receta (sin aliñarlo con el aderezo que se indica).

3. Repartir el arroz en dos boles y reservarlos tapados con un platito para evitar que se enfríe. Separar la cebolla del lomo y reservar el líquido del adobo. Poner un buen chorro de aceite en una sartén antiadherente caliente y saltear la cebolla a fuego medio-fuerte, removiendo a menudo. Cuando esté casi cocida, apartarla del fuego, reservarla y saltear las tiritas de cerdo. Al final de la cocción del lomo, agregar de nuevo la cebolla en la sartén y saltear todo junto durante 30 segundos.

4. Repartir el cerdo y la cebolla por encima del arroz de los boles. Añadir el jugo del adobo en la sartén y reducirlo un poco. Hay que vigilar no hacerlo a fuego demasiado fuerte para evitar que se queme la salsa, cosa que puede pasar con facilidad por su contenido en azúcar. Salsear por encima de los boles y servir enseguida.

 

Nota: Si quieres preparar un plato para una fiambrera, coloca el arroz en recipientes, pon el lomo encima y vierte la salsa. Refrigéralo hasta que sea el memento de consumirlo y, entonces, caliéntalo todo junto.

 

<<Volver